Emergencia sanitaria desencadena crisis económica

La emergencia sanitaria ha desencadenado una crisis económica que traerá como daño colateral que las finanzas de Chiapas tarden unos 15 años más en reponerse, según los cálculos de los empresarios, quienes estiman que  las pérdidas podrían ser de 30 mil millones de pesos….

Frente a este escenario, lo menos que necesitamos como sociedad, es que algunos sectores continúen bajando la guardia…

Decimos esto porque a lo largo de esta semana, muchas cosas las estamos haciendo mal…

Por ejemplo, cientos de personas provenientes de la región de los altos abarrotaron los cajeros automáticos de diversos bancos en Chiapa de Corzo y Tuxtla Gutiérrez, sin guardar la sana distancia, arriesgándose a generar más contagios de coronavirus…

Además, diversas tiendas de autoservicio ordenaron a su personal a utilizar guantes para despachar y cobrar los productos sin la menor higiene y seguridad, lo que ha causado enojo y preocupación de clientes, quienes han señalado que esas medidas en nada ayudan a prevenir el Covid 19…

Una más, resulta que el ingenio de Huixtla se niega a sanitizar sus instalaciones poniendo en grave riesgo a los trabajadores, según las denuncias públicas….

Y para rematar, la jefa de recursos humanos del ayuntamiento de reforma, humilló a una mujer que se encontraba limpiando el piso para escenificar su Tik Tok en las redes sociales…

Sin olvidar claro, a los acaparadores y traficantes de tanques de oxígeno y medicamentos quienes desde hace 3 semanas están haciendo el negocio de su vida, aumentando indiscriminadamente los precios de estos productos…

Todo esto, mientras que el resto de los sectores productivos, de salud y de miles de familias, hacen hasta lo imposible por sortear esta pandemia para evitar contagios, muertes y pérdidas de empleos… Así que por el bien de todos, ojala les caiga el veinte a quienes están equivocando el camino y la estrategia durante en esta pandemia, antes de que sea demasiado tarde